Seguros para Gatos

Los mejores planes de salud para tu GATO

En los planes de salud y seguros Optimus Veterinaria para gatos hemos diseñado una estrategia distinta a las demás especies. A ellos los protegemos frente a diferentes enfermedades según sea su hábitat, exterior o interior. Porqué el mundo felino nos apasiona igual que a ti ¡estamos asesorados por los mejores especialistas!

Te informamos sobre nuestros seguros y planes de salud

Ponemos a tu disposición múltiples opciones para que elijas el seguro veterinario que más se ajusta a tus necesidades

(*) Consultas ordinarias

(1) 100% de descuento sumando revisiones y nuevas consultas hasta un máximo de 20/año.
(2) Test test test test
(3) 50% de descuento en cada consulta ó revisión desde la primera unidad en Optimus Basic.

(*) Vacuna de Rabia

Consultar condiciones para centros en Comunidad Autónoma de Andalucía.

Disfrutar de un animal de compañía, como un gato, es una buena manera de tener un compañero de juegos para los niños o, simplemente, disfrutar de que alguien se alegre cuando vuelves a casa después de un día duro de trabajo.

Es más, al adoptar a un bonito gato que no tiene un hogar, se está haciendo una buena acción que contribuye a la felicidad del minino y, también, a la de la familia que lo adopta porque traerá muchos juegos, risas y ternura.

Pero, aunque adoptar un gato es una buena manera de agrandar la familia, también es una gran responsabilidad.

Todas las mascotas necesitan de muchos cuidados: alimentación, higiene, descanso y, claro está, cuidados médicos tanto ahora como en el futuro, para lo que vendrá muy bien hacer un seguro para gatos en el que esté contemplado los gastos médicos que tendrá o que pueden tener en el futuro.

Gracias a estos seguros para gatos, disponer de los tratamientos que tu mascota necesite, en el momento preciso y sin pagar de más, es posible.

Tener un gato en casa es poseer un animalito peludo que acariciar mientras te relajas en el sofá tranquilamente viendo la televisión. Un compañero que siempre está a tu lado y que te da todo su cariño.

Un gato no da mucho trabajo, a diferencia de otras mascotas. No hace falta sacarlo a pasear como a los perros por poner un ejemplo, con una cajita de arena tiene suficiente para hacer sus cosas. Pero necesita otra clase de cuidados y, cuando se pone enfermo, es importante que pueda recibir todas las atenciones del veterinario que le hagan falta.

Hasta que tu animal de compañía no se pone enfermo, puede que no pienses en los gastos que puede generar tener que hacerle diferentes pruebas diagnósticas como análisis o radiografías, y también hacer frente a las vacunas que debe ponerse cada año.

Aunque los gatos den menos trabajo que, quizás, otros animales de compañía, es importante darles los cuidados médicos que necesitan. Y es que los gatos, dependiendo de su especie y del hábitat, pueden ser más propensos a unas enfermedades.

Un seguro veterinario para gatos, es la opción perfecta para que no tengas que preocuparte cuando a tu mascota le pase algo. Porque, una enfermedad o accidente, puede ocurrir en cualquier momento y disponer de un seguro para gatos, te permitirá tener cubiertos esos imprevistos.

Al igual que cuando quieres contratar un seguro de salud para personas, te paras a mirar que el seguro cubra exactamente lo que necesitas. Con el seguro veterinario para gatos, es igual.

Cada gato es diferente y es importante que dentro del seguro se encuentren las coberturas que cubran aquello que tu gato vaya a necesitar.

Gracias a un seguro para gatos, tener las citas con el veterinario bien controladas, que no se te pasenninguna de las vacunas que tu gato necesita y que, cuando sea necesario, pueda disponer de una atención especializada realizándole las pruebas diagnósticas imprescindibles, es algo muy sencillo.

Cuando ocurre una circunstancia inesperada, como que tu gato contraiga alguna enfermedad o sufra de un accidente, que requiera los servicios de urgencia de un veterinario, es muy fácil dejarse llevar por los nervios que nublan la mente y no te dejan pensar.

Con un seguro veterinario para gatos, podrás evitar esos nervios ante la incertidumbre de qué es lo que necesitará tu mascota o las pruebas que tengan que hacerle y, sobre todo, de cuánto te va a costar.

Y es que el tema económico resulta en una gran preocupación cuando de los cuidados de una mascota se trata. Pero con un seguro para gatos, te olvidas de las preocupaciones por el coste, solo te ocupará la mente que tu gato pueda recuperarse lo antes posible.

Así que, gracias a un seguro veterinario para gatos, además de tener la tranquilidad de que tu gato recibirá los cuidados veterinarios que sean imprescindibles, también podrás ahorrar dinero a la hora de llevar a tu pequeña mascota a que reciba los mejores cuidados médicos.

A la hora de contratar un seguro para gatos, es importante tener en cuenta la edad de tu gato para obtener justo lo que necesitáis.

Los gatos pequeños necesitarán sus primeras vacunas y, según vayan creciendo, será necesario que se preste más atención a su salud, como la desparasitación interna, análisis de orina o de sangre o esterilización.

En caso de accidente, es necesario pensar en que puede ser necesario que tu animal de compañía se quede algunos días en observación hospitalaria. Todo esto puede ir subiendo la factura del veterinario.

Pero con un seguro veterinario para gatos, evitas los problemas que se puedan derivar del aumento de una factura debido a pruebas, días de hospitalización y tratamientos.

Si se tienen en cuenta todas estas cosas, se podrá obtener un seguro para gatos que contemple todas las opciones que va a necesitar tu mascota, gastando solo lo justo, sin sorpresas ni sustos. Sabrás cuánto tienes que pagar y, cuando a tu gato le haga falta, estará cubierto.

Tu gato te hace compañía en los buenos y los malos momentos. Ese día que vienes triste del trabajo o con mucho estrés, solo te sientas al lado de tu mascota y empiezas a acariciarla, y rápidamente empiezas a sentirte mejor.

Tu animal de compañía te ofrece los mejores momentos, ternura, cariño y también momentos de juegos y diversión, por eso, se merece los mejores cuidados que puedas ofrecerle.

Un seguro de gatos no tiene que ser nada caro, y te permite mantener la tranquilidad cuando ocurren circunstancias inesperadas mientras ahorras.

Dentro del seguro de gatos puedes encontrar diferentes alternativas que se adaptan a las necesidades de tu mascota y, también, a tu bolsillo.

Podrás acceder desde un seguro más básico hasta uno completo en el que se incluya todo tipo de pruebas, hospitalización e, incluso, descuentos en peluquería, tienda y alimentación para animales.

También, dentro de los planes de seguros para gatos, encontrarás los mejores centros veterinarios cerca de tu casa, para que des a tu gato la mejor atención sanitaria en todo momento.

A ninguna persona que tenga un animal de compañía, como un atractivo gato, le gusta ver que su mascota está sufriendo por una enfermedad.

Pero, al disponer de un seguro para gatos, tendrás la tranquilidad de que, cuando tu gato se ponga enfermo o tenga un accidente, podrá obtener las mejores atenciones por parte de un veterinario experto.

La era de la tecnología ha invadido nuestras vidas y, hay que reconocer, que Internet ha mejorado, no solo la conectividad y comunicación entre las personas, también ha hecho más sencillo el poder acceder a diferentes servicios.

Comprar, viajar, buscar ocio, son cosas que ahora, gracias a Internet, se puede conseguir sin tener que moverse de casa.

Lo mismo se puede hacer con los seguros para gatos. Solo con la ayuda de un ordenador conectado a Internet, sentados en el sofá de casa, es posible conseguir los mejores planes, a los mejores precios, para dar a tu gato la asistencia veterinaria profesional que pueda necesitar.

¿ Necesitas asesoramiento ?